Sobre las Jornadas Topográficas y Cartográficas (I): el marco general

El pasado lunes día 12 de septiembre de 2016 asistí a la “Jornada de Bases Topográficas y Cartográficas – Producción y difusión de la información geográfica a nivel nacional, autonómico y local“, organizadas por la Delegación Territorial del Colegio Oficial de Ingeniería Geomática y Topográfica en la sede de la Fundación Barrié de Coruña. Si bien el programa me parecía un tanto difuso, no me decepcionó el acto.

Reconozco que mis expectativas eran más bien bajas, por lo que tampoco era difícil cumplir con ellas. De hecho, no esperaba salir de allí con una nueva visión ultra-moderna y ultra-positiva de la realidad topo-cartográfica sino, más bien, valorar en qué medida está el asunto en un foro de profesionales supuestamente especializados en el asunto. Y, para mi tranquilidad, he visto que venimos estando todos igual: más o menos, pero perdidos.

Yo a estos actos, y en la medida de lo posible, procuro asistir armado de papel y bolígrafo, voy a aprovechar para transcribir mis notas en esta entrada que, finalmente, no resultó tan rápida y corta como pensaba al principio, razón por la que, ya os anticipo, finalmente serán tres los artículos que publicaré sobre el tema. Y ya cada uno que saque sus conclusiones que las mías, estarán en el tercero de los escritos.

En primer lugar, vi que las jornadas se organizaron alrededor de las dos grandes instituciones cartográficas públicas de esta zona: el Instituto de Estudios del Territorio (IET), organismo autonómico que centraliza la producción cartográfica en Galicia y, por supuesto, el Instituto Geográfico Nacional (IGN) / Centro Nacional de Investigación Geográfica (CNIG), que hace lo propio a nivel estatal. Y como la administración local también existe, de forma testimonial -muy testimonial- se habló de la experiencia, en fases iniciales, en las ciudades de Santiago de Compostela y Ferrol.

Así pues, la primera parte de la jornada, después de los correspondientes los actos protocolarios de presentación, el tema giró alrededor del marco general en el que se presenta la producción cartográfica actual. La primera ponencia estuvo a cargo de Inés Santé Riveira, Directora del IET, bajo el título de “La Información geográfica compartida en Galicia“. Apenas me guardé un par de notas de su intervención: visitar el Catálogo de Paisajes de Galicia y, un comentario de intrés: que estas áreas de protección paisajística pasan a considerarse directamente como suelo de rústico de especial protección (aunque, supongo que, de alguna forma, esto necesitará de trámites propios en el desarrollo en la normativa urbanística y no será un dicho y hecho porque yo lo valgo).

Posteriormente, Sebastián Más Mayoral, Subdirector General de Geodesia y Cartografía del IGN hizo un repaso por “Los requerimientos europeos y mundiales de información geográfica de referencia. La respuesta española“, en el que repasó directivas europeas como INSPIRE, la LISIGE o el Reglamento 1089/2010 y su puesta en práctica. Sí, hay normas, muchas, para hacer estas cosas bien y la información que vemos en un mapa en nuestra pantalla no está presentada así por casualidad o por decisión de quien hace un mapa.

Su ponencia resultó más directa sobre problemas concretos de la creación de la cartografía. Destaco dos de sus reflexiones. La primera, el reconocimiento de que tenemos los datos, pero hay que reestructuralos, no son utilizables directamente. También, y especialmente significativa -en términos periodísticos, daría para titular– el reconocimiento de que los procesos de restitución al modo tradicional ya no son suficientes, lo que viene significando que, y recupero tuits de aquel día:

Seguidamente, Emilio López Romero, Director del CNIG analizó la “Difusión de Información Geográfica a través de las redes“. En un repaso rápido, presentó los cinco modelos de negocio (no, probablemente no sea la palabra adecuada) para la difusión de la producción cartográfica: el papel (aún hay importante demanda), los ficheros electrónicos por descarga, a través de aplicaciones web, de aplicaciones móviles y servicios web (las IDE’s). Llama la atención que el producto más demandado de todos los que ofrecen sea el Mapa Topográfico Nacional MTN25, uno de los más generalistas. De su intervención, recupero un comentario aprendido de la realidad práctica:

Tranquilos, este procedimiento no es el habitual ni lo estándar, ni mucho menos (hay otros métodos) pero, en sus propias palabras, “con el sistema caído comienzan las llamadas y las reclamaciones de los usuarios” y, con ello, al fin y al cabo, el conocimiento del perfil de esos usuarios finales, lo que acaba ayudando a dirigir el producto a quienes, finalmente, lo consumen.

Y aquí lo dejo por ahora, en el momento del café, que no quiero ser demasiado largo. En breve, la segunda parte, centrada en lo que se comentó sobre la BTG y la BTUG.

Anuncios

Un pensamiento en “Sobre las Jornadas Topográficas y Cartográficas (I): el marco general

  1. Pingback: Sobre las Jornadas Topográficas y Cartográficas (II): la BTG y la BTUG | Con sentido (y) crítico

Y tú, ¿qué opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s